Madre posa con orgullo mientras amamanta a su hijo en medio de cena familiar.

Una mujer sentada junto a su madre, hija mayor y hermano, dejó clara su posición, mientras se encontraba en la cena de Acción de Gracias.

El dar leche artificial o amantar a su hijo, es una decisión que tiene cada mujer, siendo un momento muy íntimo, debido a que se genera el apego y el lapso de tiempo en el que cada madre estime conveniente para su alimentación.

Este proceso, debe ser respetado y dejar a un lado las críticas y realizarlo donde se sienta cómoda al momento de dar pecho sin que sea juzgada. En las redes sociales, Melissa Ostroth ha entregado mensajes como impulsadora de la lactancia a libre demanda y en un espacio de total confianza.

Melissa como madre de dos pequeños, ha comentado su experiencia en una entrevista realizada para CafeMom, donde ha tenido que soportar al momento de descubrir su pecho para alimentar a su hijo, comentarios como:“deberías cubrirte” hasta “por qué no te vas a otra habitación”. Siendo parte de muchas de las quejas.

Las madres no tienen porque sentirse cohibidas al encontrarse en una cena familiar o cualquier evento social, para darle de comer a sus hijos. Así que, las madres lactantes no deben perderse de ninguna festividad o reunión familiar por estar aisladas en una habitación apartada del lugar. No hay razón para que eso ocurra.

Tampoco, se deben aceptar opiniones “¿No es su bebé demasiado mayor para ser amamantado?”, “Te vas a destetar pronto, ¿verdad?”, a través de su plataforma Milkivity ha compartido la manera de tolerar comentarios en las reuniones festivas.

La lactancia materna se debe realizar hasta los 2 años de edad.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.