Madre muerta tiene un hijo después de 100 días del fallecimiento

Este es uno de esos casos que nos hacen creer en los milagros. Partiendo de que hay pocas cosas más milagrosas que un parto (si es que hay alguna), y añadiéndole lo especial de este nacimiento, tenemos una historia realmente impactante. Muchos bebes nacen siendo valientes luchadores…

Tal es el caso de Lorenzo Salvado, un bebé que estaba en gestación (17 semanas) cuando su madre murió. Luego del trágico hecho, pasaron 107 días hasta que el niño nació totalmente sano

Sandra era una mujer amorosa de 37 años, y entregó la vida por su futuro hijo. Este sería su segundo hijo, pues ya tenía otro adolescente. Estuvo muy feliz de volver a quedar embarazada, pero los médicos rápidamente le hablaron de los problemas que conllevaría. Ella había tenido cáncer en el riñón y otros problemas de salud, además de su edad, lo que hacía riesgoso el embarazo.

Incluso sabiendo que su vida peligraba, decidió seguir adelante para traer a su niño al mundo.

El esposo de Sandra, Miguel, relata que un día su mujer comenzó a tener dolores extremos de cabeza. Parecía que su cabeza iba a estallar. Sandra predijo que moriría ese mismo día, lo que efectivamente se cumplió. En un hospital de Lisboa (Portugal), declararon que tenía muerte cerebral. Confirmado este hecho, los médicos se centraron totalmente en el bebé por nacer.

Extrañamente el pequeño corazón de Lorenzo todavía latía. Así fue que estuvo cuatro meses en el vientre de su madre muerta, que se convirtió en una incubadora. Esto progresó gracias a los respiradores artificiales y administración de nutrientes.

Contra todo pronóstico, el precioso Lorenzo vio la luz del día, al mismo tiempo que se despedía de su mamá, quien ahora sería desconectada de los respiradores.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.