Fue a despedir a su bebé fallecido a la morgue y la encontró viva

Esta madre argentina ha trascendido en las redes sociales por un impresionante suceso.

Se trata de Analía, una mujer de 30 años, que acudió a urgencias con un embarazo de unos seis meses. Su quinta hija se llamaría Luz.

Los inconvenientes con el embarazo la llevaron a una cesárea recomendada por los médicos. La angustia fue muy grande, pues en la ecografía no había señales de vida del bebé. Incluso la enfermera, en la sala de parto, le dijo que se aferrara al amor de sus cuatro hijos, dejando entrever que no había esperanza para este quinto bebé.

Tristemente Luz fue declarada muerta poco después de nacer, dejando en shock a Analía y su esposo. De todas maneras, esta madre quiso ir a despedirse de su hija en la morgue, pues la chica se encontraba en una cámara de frío. Todos se oponían, pues le generaría un trauma a Analía, pero ella quería despedirse a toda costa.

Increíblemente, dejando a todos asombrados, la niña comenzó a llorar frente a todos. La madre calló y comenzó a llorar de emoción y desconcierto, su hija la estaba mirando, con unos ojos totalmente vivos.

Tristemente la niña fue víctima de una negligencia médica que dejó daños irreparables y terminó muriendo luego de aproximadamente un año. Analía presentó una demanda millonaria al centro de salud, pero, incluso si gana, nunca le devolverán a su pequeña.

De lo que sí está segura Analía, es de que Luz vino al mundo con una misión, trajo felicidad y amor, aunque fuera por poco tiempo y dejo recuerdos imposibles de borrar de la mente de su mamá.

Esta historia merece ser compartida, enviando todo el apoyo posible a una mujer que tuvo que soportar tal pérdida.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.